Halloween es una de las noches más singulares del año, en especial para los que sienten fascinación por el terror. Y sí, algunos se disfrazan, decoran sus hogares y organizan fiestas para rendir tributo a los fantasmas, las bestias y a todo lo que evoque miedo.

Así que, tener fotos divertidas de esta noche tan aterradora es algo que le sumará valor a tu baúl de los recuerdos. ¿Te gusta cómo suena? ¡Sorpresa, llegaste al sitio indicado!

Cómo lograr una sesión de fotos de Halloween divertida

Quizá te resulte un poco exagerado, pero una noche de Halloween sin una buena sesión de fotos divertida es una noche incompleta.

Y es que, una de las cosas más emocionantes de esta noche es poder conseguir imágenes espectaculares y asombrosas. Ahora, en caso de que no sepas cómo lograrlo, te recomendamos contratar nuestro servicio de fotografía para Halloween.

Es más, para que tengas una idea de las imágenes que somos capaces de obtener, compartiremos algunas claves para garantizar el éxito en este tipo de sesiones.

Fotografía divertida para Halloween

Sesión de fotos de Halloween

Buscar enfoques diferentes

Si algo tiene Halloween es que nos permite jugar con los enfoques para obtener imágenes auténticas y originales. Pues, los elementos característicos de esta noche lo hacen posible: el vestuario, el maquillaje, la decoración…

No hay necesidad de recurrir a las típicas fotos de pie. Olvídate de esto; experimenta con el ángulo desde el que disparas la foto.  Por ejemplo, deja la pereza y agáchate para hacer algunas capturas, de este modo lograrás que la persona disfrazada dé más miedo, en serio, nos agradecerás el resultado que vas a obtener 🙂

Incluso, a nosotros también nos gusta subir a algún lugar y hacer dispararos desde arriba para obtener otra perspectiva, si es posible alguna fotografía aérea con dron. En fin, ¡muévete, no te quedes parado en un solo sitio!

Diviértete en la sesión de halloween

Reportaje fotográfico para Halloween

Crear las mejores condiciones de iluminación

Toda sesión fotográfica de Halloween tiene más sentido al anochecer que en el día; ya que la ambientación que se consigue es  más siniestra y mágica.

Sin embargo, no hay que olvidar un aspecto importante en la fotografía: la luz. Si no dispones de ella será casi que imposible obtener una buena imagen.

Aunque, existen algunos trucos infalibles en situaciones de poca iluminación como utilizar aperturas de diafragma grandes, subir la ISO, disparar en RAW, usar velocidades de obturación bajas, etc.

Sesión fotográfica de halloween divertida en Granollers

Sesión fotográfica divertida para Halloween

Iluminar al protagonista desde abajo y… ¡disparar!

Posiblemente ya los has visto en alguna película, pero sí, iluminar a la persona con una linterna desde abajo crea ese efecto atemorizante y especial.

Esto es posible porque la luz direccional procedente de un punto inferior permite que las sombras se pronuncien más y se proyecten hacia arriba, lo que genera esa divertida sensación de miedo.

No nos engañemos, no existe mejor momento que Halloween para usar esta técnica.

Fotografía de halloween en Dosrius

Sesión fotos terrorífica para Halloween

¿Una silueta o un efecto fantasma?

Hacer una foto a contraluz y obtener una tenebrosa silueta puede marcar la diferencia en la sesión. Porque sí, las siluetas evocan ese misterio que van muy bien con este tipo de noches.

Por otro lado, puedes convertir al protagonista de la sesión en un fantasma (claro, en la foto). ¿Cómo? Configurando la cámara una velocidad lenta, luego abres más o menos el diafragma y le pides a la persona que se mueva, así obtendrás resultados asombrosos.

Lo cierto es que para hacer una sesión fotográfica divertida para Halloween solo se requiere de mucha creatividad e imaginación y, nuestro equipo de profesionales sí que sabe jugárselas para ofrecer resultados ingeniosos y divertidos.

¿Conoces a alguien que le apasione el miedo? ¡Atrévete y regálale una tarjeta regalo de fotografía! 🙂